Arlés

Si los paisajes y lugares de Arlés conquistaron a Vincent Van Gogh, por qué no va a ser una ciudad digna de perdurar en vuestra memoria?

La noche estrellada, la habitación de Van Gogh y muchos de sus famosos girasoles fueron creados por el pintor holandés en su etapa  en la Provenza, a la que vino en busca de la luz.

Sin embargo Van Gogh no fue el único artista atraído por Arlés. Picasso también pasó por aquí, siguiendo los pasos de su compañero de gremio.

Antes de volver al punto de partida y cerrar el círculo en Marsella para regresar a casa, os recomendamos pasar en Arlés (a poco más de una hora de Arlés, 90 Km aproximadamente) un día completo para probar todo lo que os puede ofrecer: saborear su gastronomía, un paseo por las orillas del Ródano, disfrutar de un cafe o del famoso licor de anís en el bulevar Des Lices, su teatro romano, apreciar la mezcla de estilos arquitectónicos fruto de su fusión de culturas desde su fundación por los griegos…

PicsArt_1407014213771

Volver

0 pensamientos sobre “Arlés”

Deja un comentario